SINOPSIS

Ed recibe el encargo de realizar un documental para tratar de cambiar los hábitos de la sociedad que perjudican a los animales. Pero totalmente ajeno al mundo de la protección de los animales, se dará cuenta de que para llevar a cabo el proyecto antes debe convencerse a sí mismo.

El propio proceso de documentación y realización del documental y las conversaciones con Jenny, una colaboradora de FAADA -la fundación de protección de los animales que le encarga la película- le servirán para contrastar sus dudas y buscar respuestas sobre cómo vivir de una manera más responsable con respecto a los animales.

Una serie de nuevos preceptos que afectarán a su forma de alimentarse, de vestir, a los productos que consume e incluso a su entretenimiento, y que chocarán con su entorno más cercano: familia, amigos y compañeros de trabajo.

Para superarlo Ed se apoyará en la experiencia de 5 personas que adoptaron este mismo estilo de vida y en las opiniones de varios expertos.

Un proyecto que transformará su forma de vida para siempre. ¿O tal vez no?

NOTAS DEL DIRECTOR

En este proyecto, yo soy la excusa, el hilo conductor. No se trata de hacer un documental sobre mí sino sobre la aproximación que cualquier persona de la calle tendría a un tema como el veganismo. Para ello, muestro mi experiencia personal para acercar al espectador la complejidad de la relación entre humanos y animales.

Las dudas son agente de cambio y yo necesito cuestionarlo todo constantemente. Creo que si el mundo se hiciera más preguntas, sería un lugar mejor.

Considero que la diversidad de opiniones es una gran riqueza para la sociedad. Con Empatía  quiero contribuir a esa diversidad: agitando conciencias y ofreciendo puntos de vista que hagan que la gente se replantee sus hábitos.

No podría soportar vivir la realidad sin pasarla por el filtro del sentido del humor o fragmentarla en historias audiovisuales a las que poner música de fondo.

Aunque mi relación con el mundo animal se limita a acariciar de vez en cuando a algún perro con el que me cruzo por la calle y a las interminables luchas contra los mosquitos en las noches de verano, me considero un defensor de la naturaleza. Una de esas personas que piensa que los seres humanos somos una especie animal más, y que ni el lenguaje ni la dimensión espiritual o creativa del hombre nos hace superiores al resto de animales.

Y, sin embargo, no me parece mal comérmelos. O no me lo parecía antes de emprender este proyecto…

A pesar de denunciar la grave situación que sufren muchos animales, el documental mantendrá siempre una estética limpia y cuidada, en la que predominan planos claros y luminosos y tonos suaves. Más que mostrar imágenes explícitas, el documental pretende aportar información y dar las claves para que la gente reflexione acerca de nuestra relación con el resto de animales.

Cabe destacar también que aunque se utilicen extractos de la vida de Ed y se  muestren sus reflexiones, no se trata de hacer un documental sobre él, sino sobre la aproximación a una forma de vida respetuosa con los animales que podría experimentar cualquier persona ajena a estos principios.